BLOG

Viajar en coche con gatos: consejos para transportarlos de forma segura

Si has intentado viajar alguna vez con tu gato, seguro que ya te has dado cuenta de que el coche no es su entorno favorito. Viajar en automóvil acostumbra a ser para estos animales un acontecimiento estresante que, siempre que nos sea posible, debemos evitar. Si no te queda otro remedio, es recomendable que tomes algunas precauciones para proporcionarle una experiencia libre de tensión y ansiedad.

Anota los consejos más importantes para viajar con mascotas en coche, en este caso con tu gato.

  1. Elige el transportín adecuado. Por seguridad, pero también por comodidad, la elección de un buen transportín para gatos es fundamental a la hora de viajar con nuestra mascota. Olvídate de las camas para gatos. Lo ideal es que elijas un transportín rígido y con rejillas, ya que resulta más seguro. Siempre que puedas y dispongas del espacio, colócalo en el suelo detrás de los asientos delanteros. Si no es posible, acomódalo sobre el asiento trasero del coche y asegúrate de que queda bien anclado con el cinturón de seguridad.
  1. Haz que tu gato se habitúe al coche. Como hemos explicado, viajar en coche puede resultar un acontecimiento estresante para cualquier gato, por lo que es recomendable que le ayudes a acostumbrarse a este espacio antes de realizar un viaje largo. Haz pequeños recorridos con tu gato los días previos a salir de vacaciones y utiliza algún tipo de premio para recompensarlo una vez hayáis terminado el trayecto.
  1. Crea un ambiente tranquilo. Para que, en la medida de lo posible, viaje relajado, es importante que crees un ambiente tranquilo. Pon música suave, a un volumen bajo y no abras las ventanillas (ventila el coche con la ayuda del climatizador o el aire acondicionado). Si vas con acompañantes, habla con ellos en un tono calmado, y dirígete a tu gato con dulzura si se encuentra nervioso. Eso sí, no se te ocurra sacarle del transportín bajo ningún concepto (esto solo puede poner en riesgo su seguridad y la de las personas que viajáis en el coche).
  1. No le hagas salir del coche en las paradas. Si el viaje que vais a hacer es largo y necesitáis realizar alguna parada, aprovecha para invitarlo a hacer sus necesidades en el arenero y beber un poco de agua. Lo que no debes hacer es sacarlo del coche (aunque él quiera hacerlo y tengas correa o arnés) ni dejarlo solo en el automóvil. Esto último es importante sobre todo durante los meses de mucho calor, cuando las altas temperaturas pueden provocar golpes de calor.
  1. Evita que coma antes de salir de viaje. Siempre que te sea posible, procura evitar que coma en las horas previas al viaje, ya que el hecho de llevar el estómago lleno puede hacer que se maree con más facilidad. Al llegar a vuestro destino, sí puedes ofrecerle algo de comida, aunque es probable que se sienta algo inapetente. No te preocupes por esto: en poco tiempo estará habituado a su nueva estancia y volverá a comportarse como siempre.

Si quieres cuidar a tu gato como se merece, quizás te interese contratar un seguro veterinario para gatos que os proteja ante cualquier imprevisto. En Mascotsegur contamos con modalidades de seguro para mascotas que te ofrecen la solución más adecuada a vuestras necesidades con un reembolso del 80% de los gastos de consultas, visitas y actos vinculados a una intervención quirúrgica, y con asistencia telefónica 24 horas. Calcula el precio de tu seguro veterinario y contrátalo on-line en menos de 2 minutos.

Deja tu comenario

Llámanos